Gato encerrado

Al tercer inofensivo ¡fuego!
el reo supo que había gato encerrado.
Pero su mollera,
una de gama baja,
recordar lo de la tapa del váter
y cambiar de canal durante los anuncios
no daba para muchos bingos.

Entretanto
el oficial increpaba a sus hombres,
examinaba la recámara de las armas,
bautizaba de mierda a panteones enteros
y ordenaba al sargento
reunir otro pelotón de fusilamiento.

El cuarto
entró en escena
como los otros
con parafernalia militar.

También erró.

Al igual que el quinto,
el sexto,
y el séptimo.

El octavo no.




.

2 Comentarios:

Misterio Tuyo dijo...

Me parece original tu escritura, me gusta.

Un beso.

Menteinvisible dijo...

Ocho vidas tiene el gato...
La que sobra dedicada a hacer Zapping

Textos del CdC bien peinados


Y en LEKTU

Paisajes y paisanajes

Paisajes y paisanajes